Skip to content

Consejos rápidos para la seguridad en línea

  1. Consulte a su proveedor de servicios de Internet qué tipo de protección ofrece su red.

  2. Instale software de seguridad (incluidos un cortafuegos y un sistema de detección de intrusiones) y manténgalo siempre actualizado y activado. Esto tiene especial importancia en el caso de utilizar un portátil en redes inalámbricas sin protección en lugares públicos.

  3. Haga uso de las tecnologías más recientes como, por ejemplo, la reputación Web, las cuales pueden evaluar la fiabilidad y la seguridad de un sitio Web antes de visitarlo.

  4. Actualice su navegador Web a la versión más reciente e instale los parches de seguridad cuando estén disponibles. Si es posible, utilice un navegador con un complemento sin secuencias de comandos.

  5. Si usa el sistema operativo Microsoft Windows, active la función "Actualización automática" y aplique las actualizaciones nuevas tan pronto como estén disponibles.

  6. Desconfíe de mensajes de correo electrónico inesperados o con aspecto extraño, incluso si conoce al remitente, y no abra nunca los datos adjuntos ni haga clic en los enlaces incluidos en estos mensajes.

  7. Extreme la atención si recibe un mensaje de correo electrónico que le solicite datos de su cuenta (las entidades financieras no le pedirán nunca datos confidenciales por correo electrónico) ni envíe datos financieros a nadie por correo electrónico.

  8. Póngase en contacto con las autoridades competentes si recibe mensajes de correo electrónicos sospechosos.

  9. Extreme la atención en sitios Web que requieren instalación de software. Lea siempre los acuerdos de licencia de usuario final y cancele el proceso de instalación si se pretende instalar otros "programas" además del deseado.

  10. Facilite información personal solo en sitios que muestren un icono con forma de candado en la parte inferior del navegador.


Redes sociales

Conecte con nosotros en